El informe Mobility Insights muestra un apoyo récord a los vehículos eléctricos (VE), con más encuestados que nunca planteando el cambio a la electricidad. Sin embargo, el informe revela que, a pesar del creciente interés por los vehículos eléctricos, los encuestados están cada vez más preocupados por la mala infraestructura de recarga, citando la falta de puntos de recarga como uno de los mayores obstáculos que les impiden realizar el cambio.

Principales resultados:

  • Claro aumento de la actitud positiva hacia la conducción eléctrica, con un récord del 65% de los encuestados que indican que ven positivamente la conducción eléctrica de cero emisiones. Casi la mitad (44%) de todos los encuestados afirman que su opinión ha mejorado favorablemente respecto la conducción eléctrica en los últimos tres años.
  • El 61% de los encuestados que tienen intención de comprar un coche nuevo en los próximos cinco años considerará la posibilidad de adquirir un vehículo eléctrico, lo que indica que la aceptación de los vehículos eléctricos por parte de los conductores ha alcanzado un punto de inflexión.
  • Los conductores tienen cada vez más claro que ser ecológico no tiene por qué costar más que conducir un vehículo diésel o de gasolina, ya que el 46% de los encuestados afirma que los VE no sólo contribuyen a la lucha contra el cambio climático a través de la reducción de las emisiones de CO2, sino que también están de acuerdo en que tienen un coste de funcionamiento general más bajo (47%).
  • El 51% de los encuestados que planean comprar un coche en los próximos 5 años nombran la insuficiencia de la infraestructura de recarga (ya sea en casa, en el trabajo o en las carreteras públicas) como un freno para elegir un vehículo eléctrico, mientras que la "ansiedad por quedarse sin batería" es el obstáculo que impidió a otro 34%de los encuestados a pasarse al VE.

Para conocer más, descárgate el informe

Descárgate el informe Mobility Insights